fbpx

Llevar una dieta sin lactosa al 100% a veces resulta complicado para los intolerantes a este azúcar de la leche. ¡Pero no imposible! A continuación, vamos a presentarte algunos platos que puedes incorporar a tu menú este mes para asegurarte de que tu dieta está libre de lactosa.

Te aconsejamos que mantengas una dieta equilibrada y que combines estos platos para ingerir la cantidad recomendada de cada uno de los grandes grupos de nutrientes cada día. Recuerda que todos los meses te daremos nuevas ideas para incorporar a tu menú. Verás que nuestras recomendaciones… ¡están para chuparse los dedos!

14 comidas sin lactosa

  • Salteado de acelgas, garbanzos y taquitos de jamón.
  • Crema de remolacha con manzana y curry.
  • Espaguetis con calabaza, puerros y pimienta.
  • Pimientos rojos rellenos de carne.
  • Pimientos de piquillo rellenos de atún.
  • Calabacín relleno de boniato y tofu con arroz salteado con verduras.
  • Berenjenas rellenas de carne.
  • Ensalada de lechuga, pollo y huevos de codorniz..
  • Hamburguesas de cebolla.
  • Champiñones grandes rellenos de carne.
  • Merluza en salsa verde.
  • Pescado a la placha con patatas cocidas.
  • Pollo al limón.
  • Pollo con almendras.
menu-mensual-sin-lactosa-septiembre
menu-mensual-sin-lactosa-septiembre

14 cenas sin lactosa

  • Acelgas con zanahorias y daditos de jamón.
  • Sopa de remolacha.
  • Crema de puerro y brócoli.
  • Ensalada de pimientos asados.
  • Muslitos de pollo al horno con piña.
  • Berenjenas rellenas de verduras.
  • Crema de calabaza y zanahoria.
  • Ensalada de manzana, lechuga y nueces.
  • Merluza con salsa de alcaparras.
  • Filetes de pollo a la plancha con rodajas de tomate natural.
  • Gazpacho de pepino.
  • Crema fría de pepino, limón, menta y leche de arroz.
  • Espaguetis de calabacín con pollo.
  • Rollitos de salmón con crudité de zanahoria y gulas.
menu-mensual-sin-lactosa-mayo

¿Conoces amigos o familiares que también son intolerantes a la lactosa? Comparte en tus redes sociales estas ideas para que ellos también puedan disfrutar de nuevos platos en sus dietas. Porque, como ves, siendo intolerante al azúcar de la leche ¡se puede comer casi de todo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *